Back to home
in Londres, Reino Unido

Qué ver en Londres en dos días por libre

  • By Journey Spots
  • 0 Comments

Este post va dirigido a todos aquellos viajeros que no disponen de más de dos días o menos para escaparse y conocer nuevos lugares. Os proponemos una ruta express para conocer la preciosa ciudad de Londres en dos días por libre. Lo esencial para enamorarte de esta ciudad y querer repetir en otra ocasión.

Entendemos que aunque es muy difícil visitar la ciudad completa en 2 días, si organizas bien tu ruta, podrás conocer los lugares más emblemáticos y reservar el resto para tu próxima visita. ¡Abrígate bien porque nos vamos a Reino Unido!

Qué ver en Londres en dos días por libre

Día 1.Camden Town, Covent Garden, Leicester Square,Trafalgar Square, Big Ben, London Eye, Banksy Tunnel, Paseo por el Támesis, Tower Bridge y Piccadilly Circus

Nosotros ya conocíamos Londres. Fue un viaje express de forma improvisada, organizado rápido pero aprovechado al máximo. Estuvimos en pleno noviembre, donde temíamos ese frío característico de la ciudad durante esta época invernal. Y, aunque parezca mentira, no nos hizo apenas mal tiempo, ni lluvia ni frío, ¡pleno total!

Al coincidir en esta época del año, ya podíamos respirar la esencia navideña en cada una de las esquinas de la ciudad: calles decoradas, gigantescos árboles adornados en medio de plazoletas, mercadillos navideños, deliciosos dulces… Y gente, ¡mucha gente!

Candem Town

Nuestra primera parada fue el barrio más alternativo de Londres, Candem Town. Según hemos escuchado, lo consideran la capital del rock alternativo de Reino Unido, además de ser uno de los lugares más conocidos por su enorme calle llena de tiendas de lo más pintorescas.

Pero en Candem no solo hay tiendas, aunque no lo creas, también podrás encontrar una gran oferta artística y cultural para conocer mejor aún ese barrio: St. Pancras Old Church, British Library, Zoo de Londres, Cementerio de Highgate, Cyberdog  (una pintoresca tienda ciberpunk con ropa de todo tipo y juguetes eróticos) y The Roundhouse Theatre (un antiguo almacén ferroviario convertido en un teatro y auditorio).

candem town

Y si lo tuyo es ir de compras, cuentas con una gran variedad de tiendas donde gastar dinero, pero ¡ojo! si cuentas con poco tiempo no le dediques más de dos horas a este barrio, te queda mucho que ver en estos dos días en Londres. Lo que sí te recomendamos es ir a la plaza central de Camden Town donde podrás ver el gran cartel de Camden Lock, el nombre antiguo del mercado.  Aquí encontrarás lo más clásico de Camden con tiendas de mil cosas y puestos de comida rápida llenos de turistas.

Por cierto, nosotros cogimos un Airbnb en el mismo barrio de Camden. Se trataba de un piso compartido con el propietario del inmueble donde el baño y el salón eran zonas comunes para ambos. En este enlace os lo dejamos por si os interesa, ya que la zona estaba genial, la habitación muy acogedora y fue bastante económica la noche. 

candem town

Covent Garden

Después de recorrer Cadem, cogimos el metro y nos pusimos rumbo al barrio de Covent Garden, uno de los más populares de Londres y su gran concentración de tiendas y restaurantes. En él, la joya de la corona se encuentra en el Covent Garden Market, un mercado histórico que atrae a millones de turistas cada año y con una gran oferta gastronómica.

Además, no puedes dejar de ver el popular Apple Market, un pequeño mercado de artesanía situado en la parte oeste del mercado. Joyería artesana, pintura y complementos hechos a mano son los principales protagonistas de este mercado. Como os contamos al principio del post, ya se empezaba a ver el espíritu navideño en cada rincón de la ciudad, y este mercado tan famoso no podía pasar desapercibido. 

Entrar en este gran mercado es gratuito, pero puedes contratar un tour por el Soho, Leicester y Convent Garden a través de Civitatis. Aquí te dejamos el link por si te interesa.

Eso sí, ates de irte de este mercado tienes que hacer una visita obligatoria a la deliciosa tienda de galletas Ben’s Cookies (Carnaby Street), donde cuentan con una variedad de 15 galletas diferentes y a cuál más irresistible. ¡Se os va a caer la baba cuando veáis su mostrador! Son galletas más blandas que el resto de cookies y se deshacen en la boca.

Bens cookies

Leicester Square

Desde Covent Garden Market andamos recorriendo algunas calles hasta llegar a Leicester Square, ubicada en uno de los lugares más estratégicos de Londres. Se trata de una enorme plaza peatonal del West End de la ciudad la mar de concurrida. Está claro que este punto no puede faltar en tu recorrido por la capital inglesa.

Decimos que está en un enclave único porque es punto de partida de cuatro escenarios turísticos londinenses: al sur Trafalgar Square, al este Convent Garden, al norte Cambridge Circus y al oeste Piccadilly Circus. ¡Ahora nos entiendes!

Date una buena vuelta por Leicester Square y conoce en detalle todo lo que esconde esta plaza como la estatua en honor a William Shakespeare o la estatua dedicada a Charles Chaplin. En esta plaza también encontrarás una amplia oferta gastronómica y puestos para comprar entradas para musicales y obras teatrales con un precio reducido al habitual. Si viajas en época navideña, podrás encontrarte un gran mercadillo navideño con comida y regalitos propios de esta festividad.

Leicester Square

Trafalgar Square

Seguimos caminando y llegamos a la emblemática Trafalgar Square, donde se encuentra la National Gallery, uno de los museos de arte más prestigiosos de Londres, y sobre todo uno de los más famosos a nivel internacional.  A diferencia de otros museos de arte, el National Gallery se centra principalmente en el mundo de la pintura. Su entrada es gratuita y hemos leído que su interior es espectacular, por lo que si tienes tiempo entra y disfruta de un poco de arte; y sino, lo dejas en el tintero para la próxima vez que vuelvas a Londres.

Una vez en la plaza podrás observar, en pleno centro, la majestuosa Columna de Nelson de 50 metros de altura, en honor al almirante Nelson. Además, en la plaza también podemos encontrarnos con otro personaje célebre como George Washington.

national gallery

Y al fondo del todo, si le damos la espalda al National Gallery y la Columna de Nelson, vemos el Big Ben, al que nos dirigíamos justo después y que, lamentablemente, se encontraba cubierto de andamios tras una restauración.

El reloj de la Torre del del Palacio de Westminster, conocida como Big Ben

Seguimos nuestro post de qué ver en Londres en dos días por libre visitando el monumento clave por excelencia y símbolo de la ciudad londinesne y que, como hemos dicho, estaba casi tapado, el reloj de la Torre del Palacio de Westminster, conocida popularmente como Big Ben. Se trata de una torre de 96 metros de altura que alberga cuatro enromes relojes situados en sus cuatro caras.

big ben

Los ingleses ven este reloj como uno de los más fiables que existe, ya que es capar de soportar todas las dificultades meteorológicas como la nieve o el viento, incluso soportó los bombardeos alemanas durante la II Guerra Mundial. Esperamos que tengas suerte y puedas verlo con su forma original y no rodeado de andamios.

Noria de Londres o London Eye

Seguimos nuestra ruta de Londres en dos días cruzando el puente de Westminster justo al lado del Big Ben, donde ya se puede apreciar a lo lejos la Noria de Londres o London Eye que vigila la ciudad. Dicen que es uno de los mejores miradores de la ciudad por su gran altura. Nosotros no subimos ya que disponíamos de poco tiempo y había largas colas de espera.

Para aquellos que no la conozcan, la Noria está compuesta por 32 cabinas de cristal en forma ovalada, cada una de 10 toneladas de peso y con una capacidad para 25 personas en cada una de ellas. La rueda gira constantemente con una velocidad reducida para que la gente pueda disfrutar de las increíbles vistas de la ciudad desde lo más alto. El recorrido dura aproximadamente unos 30 minutos.

Si te interesa, en este enlace puedes comprar tu entrada para subir al gran London Eye.

london eye

Banksy Tunnel

Después de cruzar el puente de Westminster, nos dirigíamos a uno de los lugares llenos de arte en las profundidades de la tierra. Nosotros no es que seamos especialmente fanáticos de los gratifis, pero sí del artista Banksy, por lo que después de leer varios blog hablar de él, no pudimos resistirnos y visitar el Banksy Tunnel.

Se trata de un largo túnel de 300 metros de longitud de la calle Leake, conocido como Banksy Tunnel o Garaffiti Tunnel que comprende el espacio más grande de la ciudad londinense donde está permitido el arte urbano de grandes artistas.

Este túnel situado debajo de las vías del tren de la estación Waterloo, recoge numerosas obras de arte del gran Banksy y otros muchos. Te recomendamos que si pasas por allí, aunque a primera vista no te den muchas ganas de entrar, te animamos a que te adentres en la oscuridad y veas grandes obras de arte.

Paseo por el Támesis

Cuando salimos el túnel de los grafitis, empezamos una larga caminata desde el London Eye hasta llegar al Tower Bridge, un bonito paseo junto al río Támesis donde nos encontrábamos numerosos mercadillos de comida y una gran variedad de restaurantes con vistas al río.

A lo largo del camino, nos encontramos con el Millennium Bridge, uno de los puentes más peculiares de la ciudad. Se trata de un puente peatonal sobre el río Támesis que comunica la parte de Bankside con la City de Londres. Se encuentra ubicado entre el puente de Southwark y el de Blackfriars.

Millennium Bridge

Después de tanto caminar, en uno de los restaurantes en nuestro camino al lado del Támesis y en dirección al Tower Bridge, hicimos una parada para comer el famoso plato de fish and chips de Londres. ¡Delicioso! Nos vino genial para coger fuerzas y seguir caminando.

Tower Bridge

Y a medida que nos íbamos acercando al Tower Bridge iba cayendo la noche y el puente brillaba cada vez más. Nuestro objetivo era cruzar por él y ver su inmensidad desde cerca. Si no lo sabéis, podéis reservar una visita para conocer el puente en profundidad a través de la exposición de su interior. Nosotros no subimos, pero hemos leído que la exhibición de la torre es la mejor manera de explorar el puente donde además puedes pasear por sus pasarelas y caminar por el suelo de cristal hasta llegar a la torre y la zona de maquinaria. ¡Tiene que ser una pasada!

tower bridge

Piccadilly Circus

Seguimos caminando hasta llegar a un metro y dirigirnos hacia Piccadilly Circus, el lugar de punto de encuentro para londinenses y turistas por su privilegiada ubicación y su gran oferta de ocio: cines, teatros, tiendas y restaurantes.

Se le conoce como la hermana pequeña de Times Square, donde los verdaderos protagonistas que dan vida (sobre todo de noche) a esta plaza son los paneles luminosos que la rodean. También cobra un papel importante la escultura de Eros que caza amorosamente a amantes y pretendientes. En este enlace tienes más información sobre lo que te puedes encontrar en la plaza. ¡Echale un ojo!

PICCADILLY CIRCUS

Y ya que estábamos por allí, nos acercamos a conocer el barrio de Chinatown, el reducto Chino de la capital británica. Increíble como al atravesar las grandes puertas rojas y doradas del barrio puedes trasladarte a otro momento, a otro lugar y a otra cultura totalmente diferente.

Y así ponemos fin a nuestro primer día en Londres.

Día 2. Notting Hill, Museo de Historia Natural y Hyde Park

Notting Hill

Continuamos nuestra ruta de qué ver en Londres en dos días por libre desayunando unas cookies increíbles en el barrio de Candem Town. Se llama The Coffee Jar (83 Parkway) y tanto el café como los dulces estaban riquísimos. ¡Muy recomendables si estáis por aquella zona! Y es que teníamos que coger fuerzas porque hoy empezábamos el día visitando uno de los barrios que más ganas teníamos, Notting Hill.

Antes de ir a conocer este colorido barrio, teníamos que abandonar el Airbnb sobre las 11am, y hasta por la tarde no cogíamos el vuelo de vuelta a casa, por lo que, ¿que hacemos con las maletas? Nos recomendaron usar Luggage Hero.

Reservas en la tienda que más te interese (por zona) y te enviarán un mail con las indicaciones correspondientes. Deja tu equipaje, guarda el número que te identificará con tu maleta y pon en marcha el cronómetro de tu reserva. Cuando vayas a recogerlas, tendrás que entregar ese número y parar el cronómetro. Te costará una libra (1 euro aproximadamente) por hora que dejes tu equipaje. ¡Súper cómodo para viajar sin preocupaciones!

Notting Hill.

Ahora sí, situado en el oeste de Londres, Notting Hill es sin duda el barrio con más encanto y más famoso de la ciudad: por sus coloridas casas, por el mercado de Portobello y su carnaval y sobre todo, por su gran papel en la película de Julia Roberts y Hugh Grant. Esto hizo que esta zona acogiera aún más interés por los visitantes a Londres.

En Notting Hill las calles con mayor lujo e impresionantes son las de Blenheim Crescent y Ladbroke Grove, donde se encuentra más presente la arquitectura victoriana, propia de Londres. Otras de las cosas a destacar de este peculiar barrio es el mercado de Portobello, justo en la calle Portobello Rd. donde encontrarás una gran variedad de tiendas principalmente de antigüedades.

Ates de abandonar el barrio tienes varios puntos claves que visitar: la casa con la puerta azul de Hugh Grant en la película (280 de la Westbourne Park Road), la librería The Notting Hill Bookshop (13 Blenheim Cres) y hacer miles de fotos en las coloridas casas de Notting Hill (nuestras favoritas están en Lancaster Rd).

Museo de Historia Natural

Seguimos nuestra ruta visitando El Museo de Historia Natural de Londres, pero de una forma un poco express porque el tiempo en la ciudad se nos acababa y aún quedaba alguna cosa que ver. En este impresionante museo podrás encontrar cosas muy interesantes sobre la Tierra y las distintas formas de vida. Posee una gran colección de más de 70 millones de especímenes y objetos relacionaros con el mundo natural.

Es tan grande que necesitarás echar algunas horas en su interior para poder verlo todo con mucho detalle. Su entrada es gratuita por lo que no dejes pasar la oportunidad de visitarlo y ver algunas de las cosas más interesantes que habrás visto en tu vida.

Hyde Park

Nuestra última parada era el gran Hyde Park con más de 140 hectáreas de extensión, el parque más grande del centro de Londres. Es un lugar perfecto para huir de la gran ciudad y el ruido, y relajarse entre largos caminos verdes. En Hyde Park se pueden realizar múltiples actividades como patinar, montar en bici y sobre todo, correr.

Pero además, lo que atrae a gran parte de los turistas son sus curiosas y cariñosas ardillas que van en busca de comida. Están tan acostumbradas a los turistas que apenas tienen miedo e incluso te pueden dar un susto si se montan en tus maletas o mochilas.

No olvides pasarte por el famoso Speaker’s Corner, un curioso lugar en el que los domingos por las mañanas se suelen reunir personas variopintas para dar un discurso sobre los temas más candentes del momento, reliosos y políticos, generalmente.

Después de recorrer el parque nos montamos en el bus que nos llevaba al aeropuerto para coger el avión de vuelta a casa. Hasta aquí nuestro post sobe qué ver en Londres en dos días por libres, esperamos que os ayude con vuestro itinerario de viaje.


Si estás pensando en viajar y necesitas ayuda con con tu itinerario, te animamos a que entres en nuestro blog Journyespots donde encontrarás nuestras rutas y guías de viaje de aquellos destinos que hemos visitado. Recuerda que puedes seguirnos también en nuestras redes sociales: Instagram, Facebook y ahora también en Twitter. Y si te gustan los vídeos, no puedes perderte nuestro canal de YouTube, ¡y ya que estás suscríbete!

By Journey Spots,

Journey Spots

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

@journeyspotsblog